Mekania no parecía desde la distancia una ciudad que pudiera competir con las grandes metrópolis de Lüreon. No contaba con la gloria histórica de Videços, ni convivían en ella tantas culturas como en Canalburgo; no poseía la monumentalidad de su vecina Antagis, y ni siquiera la ceñía muralla alguna. Para su defensa, los mecanienses confiaban en lo escarpado del promontorio sobre el que, en tiempos remotos, los primeros alanos habían decidido fundar Lôj Megäniya, el Cerro del Pino Negro.
Sonata de Mekania, novela en construcción

Caricaturador

Hola de nuevo.
Después de un viaje por la red, he descubierto un pequeño programa que te permite hacer cosas chulas con las imágenes. Más concretamente, está destinado a la deformación de fotos a modo de caricaturas. Vayamos con un ejemplo. Supongo que recordaréis esta pequeña foto de la partida:
Y ahora, el resultado de la primera prueba, en una media hora de ir mirando el funcionamiento de las distintas herramientas:

2 comentarios:

  1. Ya no pones nada... Ya no nos cuidas... Así que...

    ¡¡SI TE ABURRES, ACUDE A ASÍTELAPIQUEUNEWOK.REM, DONDE PODRÁS INSULTAR A LUCAS POR TAN SÓLO UNOS POCOS DÓLARES (americanos)!!

    Esto es SPAM sin dudarlo.

    ResponderEliminar